18.4.09

...

leer a gelman en el metro es una contraseña que sabe a restos de algo así como no querer salírsete ni una pizca de la piel de debajo de la manta por lo del frío y todo lo demás como las frases hechas de sombras de fantasmas o por ejemplo el mundo que empieza a doler completo a lo largo de la médula igual que es contraseña terminar de hacer un barco de papel con la factura del café justo antes de que te entreguen el pedido y echar a navegar en los sonidos que significan que retumbas formas de ser y de no ser de algún “otra persona”, lo que nos lleva, inevitablemente, a digerir los años, y a no hacerlo como viene en las recetas como ha venido siempre en las recetas que han ignorado también tod@s los tú anteriores a tí o como juan gelman.

6 comentarios:

belalugosisdead dijo...

supongo que emitimos contraseñas constantemente, lo dificil es que alguien las descodifique. Lo del barco de papel me parece un acto casi natural y muy estético a la vista, como de peli de coixet

Billy MacGregor dijo...

Me gusta la parte donde hace un barquito de papel con la factura, y lo demás claro, pero esa más.

Marta Noviembre dijo...

yo no sé hacer barquitos de papel, menos mal que tú sí, mipequeña

me lo pase precioso el viernes, emitíais más luz que nunca

besos

U.B dijo...

Joeeeer Noviembre qué pastelón te ha quedado :D

bárbara dijo...

qué pena perdérmelo.
me gustaba encontrarte.

precioso texto.
un beso

B.

emigrante dijo...

tú también le tienes miedo a las mayúsculas a los puntos y a las mantas que se escurren?

bienbienbien